Pequeños detalles

Ahora que se acercan las navidades empezamos con los amigos invisibles, los regalos y los pequeños detalles. Lo que estoy preparando para mi amiga invisible me lo reservo para dentro de unos días, hoy os enseño lo que hice como detalle para algunas amigas, son imanes para la nevera, que tengo costumbre de coleccionarlos.

Me encanta como decora Alicia sus pinzas y me dije que algún día tenía que probarlo, pero me lo llevé al terreno del crochet y luego se me ocurrió darle el uso de imán, que siempre me viene bien. Y aquí tengo mi pequeño jardín.

Las flores las hago muy sencillitas de cinco petalos. Empiezo con un anillo mágico o 5 cadenentas, según me pique y cada uno de los petalos lo formo con 3 cadenetas, dos puntos altos cogidos juntos y bajo las tres cadenetas para cerrar el pétalo. Si alguien no me entendió y necesita un esquema que me lo diga que lo hago. Luego a algunas les hice con otro color una estrellita en el centro y a otras les puse un brillantito. Las hojas solo hice 2 y las hice distintas así que no tengo esquema. Para el tallo le puse cola de ratón de color verde.

Luego pintar la pinza o no, al igual que la hojita, depende del tiempo que uno tenga y de como le guste.  Por último le enganché un trocito de imán adhesivo que corté a la medida.  Las primeras flores las encolé con silicona caliente, las que hice en el tren las enganché con glossy. Creo que gustaron, la pena es que no llegaron para todas, conté mal. 😦

Tengo que probar a hacerlas con hilo Natura de DMC, que lo descubrí el otro día en Creativa y tiene un surtido de colores genial.

Anuncios

Apradinada

Antes de ser mami tenía claro que quería tener un niño apadrinado. Cada cual tienes sus manías y esta era una a la que yo le daba mucha importancia. Antes de traer una nueva vida procurarle una vida mejor a alguien que ya está.
Leer más de esta entrada

El Fumera

Hoy en la oficina estuvimos hablando de nuestras manías a la hora de hacer cagar el tió donde lo ponemos, que le cantamos, cuando a veces solo hacen pedos, cuando caga más de una vez, cosas típicas del día antes. Comentamos lo que recordamos de pequeños y yo indiqué que de pequeña no le conocí, ni al Tió, ni al Fumera.
Curiosamente mis compañeros no saben quien es el Fumera, quizá sus hijos aun son demasiado pequeños, quizá es que trabajo lejos de casa…

El Fumera es un “espia” de los Reyes Magos que todo lo ve, todo lo oye y todo lo dice. Se trata de un ser mágico del folklore popular de la Cataluña Norte y de buena parte de la provincia de Girona (donde vivo resido)

Se llama Fumera porque parece ser que entra y sale por la chimenea de la casa o por los patios de luces de los pisos, como el humo de la chimenea o la cocina (humo en catalán es fum, fumera podría traducirse por humareda).

Se dice que tiene dos orejas a cada lado, siete ojos en la cabeza, cuatro delante y tres detrás, y uno en su dedo índice, que puede alagar un montón para ver, sin ser visto, los rincones más escondidos de la casa. En plan gran hermano, jeje. Este duendecillo, que así me lo imagino, tiene por misión vigilar a los niños, anotar cuando se portan mal y pasar el parte a los reyes magos porque en función de eso dejarán más o menos regalos y más o menos carbón el día de reyes, vamos que hacía de espía de Sus Majestades explicándoles si los niños habían sido buenos y por lo que cuentan mis peques también qué regalos les haría más ilusión. Parece ser que recientemente también se comunica con el Tió y es por eso que algunas veces le chiva lo que han puesto en la carta a los reyes y el Tió lo trae primero, así pueden jugar con ello durante todas las vacaciones.
Leer más de esta entrada

Candelabros

Para celebración del viernes guardé un par de botellas de lambrusco para preparar unos candelabros, me propuse hacerlos el fin de semana, pero resultó imposible, así que el lunes por la noche no me fui a dormir hasta que no estuvieron terminados. De ahí que sean distintos.

Empecé con una idea que había visto en un vídeo de youtube de enganchar las flores en la botella con silicona, le añadí unas estrellitas y le puse un cd en la base. Lleva unas 15 flores, antes de acabar decidí que el segundo no podía llevarme tanto rato -ni tantas cápsulas-, así que aproveché las arandelas que ya tenía recortadas y les puse una estrellita en medio a cada una.
Leer más de esta entrada

El Belén de Cerezales

Cerezales del Condado es un pequeño y acogedor pueblo situado en el norte de la provincia de León, a unos 30 km. de la capital por la carretera de Santander.

A parte de por tener a personas de las más maravillosas de este mundo y del otro, lo recuerdo especialmente en estas fechas por su espectacular Belén. El Belén de Cerezales.

Entre sus vecinos, en un local de más de 80 metros cuadrados, montan su particular belén, es de esas cosas que aunque sea diferente cada año se tendría que ver aunque sea una vez en la vida y aunque sea en pleno verano. Si pasáis cerca no dejéis de informaros sobre cuando o como poder visitarlo.

Se podrá visitar a partir del próximo domingo y prácticamente hasta primeros de noviembre en que vuelvan a desmontarlo para volver a empezarlo de nuevo.

En su web tenéis toda la información. Este año será su número 30, casi na’!

PD os aviso que mejor no aceptéis sus ventanas emergentes, son publicidad.